LAS ARRAS EN LA CEREMONIA DE BODA

Además del intercambio de anillos en la tradicional ceremonia católica se puede hacer la entrega de las arras.

Estas son trece monedas todas del mismo tamaño, que normalmente suelen ser de oro o plata, pero pueden ser de cualquier otro metal. La tradición apunta a que suelen ser pagadas por el novio o por la familia de este. Las arras se las entregan los novios mutuamente durante la ceremonia con unas palabras que el sacerdote te va diciendo, después del intercambio de los anillos. Normalmente son los pajes o las damiselas quien llevan las arras, pero también pueden ser los padrinos los que se encarguen de entregar las arras al sacerdote durante la ceremonia para que este les dé su bendición. A continuación el sacerdote le entregará las arras al novio para que el futuro esposo las deje caer en las manos de la novia, acto seguido la novia se las devolverá al novio de la misma manera.

Esta tradición, que se mantiene en exclusiva en las ceremonias religiosas, tiene su origen en los rituales árabes. De ahí que se trate de trece monedas, pues en esta cultura se consideraba que cada una de ellas representaba la prosperidad durante un mes del año y la moneda extra simboliza la caridad del nuevo matrimonio con los pobres y los menos favorecidos. Posteriormente fue recogida por el derecho romano y establecida en España a través del derecho Germánico-Visigodo, apoyado por la iglesia católica. Según la tradición cristiana, esta es la cifra de la buena suerte, al revés de lo que piensan los supersticiosos. Curioso, verdad ???

Antiguamente el significado de estas trece monedas las recibía la novia por parte del novio durante el acto religioso, simbolizando la entrega de la dote y el precio de la virginidad de la novia.
Actualmente el intercambio de las monedas, es un símbolo de amor, la promesa de la pareja en compartir todos los bienes materiales del futuro.

Para las arras puedes utilizar también monedas auténticas antiguas que pertenezcan a tu familia. Pues de esta forma tendrán un sentido mucho más tradicional y personal para vosotros.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *